Claves para triunfar en tu primera cita

Cuando quedas con otra persona por primera vez siempre te llueven sobre tu cabeza multitud de preguntas. Debes saber que si la persona con la que has quedado ha accedido a estar contigo ya es un paso importante, porque quiere decir que le puedes interesar, cuanto menos, que quiere conocerte. Así que eso debe darte seguridad en ti mismo. Aquí te mostramos una claves para triunfar en tu primera cita. No son infalibles, pero sí ayudarán a mejorar la impresión que tienen de ti.

Claves para triunfar en tu primera cita

Pregunta. Interesarte por la persona proyectará seguridad a la persona que tienes frente a ti, porque a todo el mundo le gusta que se interesen en él. Pregunta sobre su vida, acerca de su trabajo (si es que lo tiene con la que está cayendo, si no, pregunta a qué le gustaría dedicarse), cuestiona sobre sus inquietudes en la vida, por sus relaciones familiares…

Escucha. Además de preguntar, a todo el mundo le gusta ser atendido. O sea, no seas un monologuista y deja que te hablen, escucha. La persona con la que has quedado se sentirá importante para ti.

Haz un cumplido si así lo sientes. Si estás verdaderamente a gusto, no temas decirlo. Si te atrae la persona, dílo de una manera sibilina. Tampoco muestres todas tus cartas el primer día, pero no seas frío. Acerca tu apostura, tus impresiones, muéstrate.

Muestra educación. No seas irrespetuoso preguntando lo que es pronto para saber. Mantente prudente desde la educación. Agradece todo lo que lo merezca. Sonríe y ponte serio cuando lo requiera cada momento.

cita-pareja-relaciones-cómo-triunfar-en-tu-primera-cita-exito-triunfar-No tengas nervios. Si ha quedado contigo es porque le interesa. Eso debe sacudir parte de tus nervios. Trata de relajarte mostrándote como tú eres. No fuerces situaciones ni gestos. La naturalidad es fundamental, porque a todos nos gusta conocer a quién tenemos realmente delante. Nada de sobreactuaciones.

Añade misterio. Conserva información. No te descubas el primer día. No nos engañemos, hay que aprender a verse y eso no es mostrar todo lo que nos gusta y lo que no el primer día. Resérvate aspectos de tu vida que irás dando a conocer.

La sinceridad ante todo. Guardar cosas no significa mentir. Tampoco crees un personaje que no eres. Ni hagas ver que algo te agrada cuando no es así solo por complacer. Entre otras cosas, porque descubrirás antes si estás ante la persona que más te conviene. En este sentido, evita decepciones por tu parte y por la parte de la otra persona. Debes ser tú mismo, porque saberse vender no es inventar un papel.

Fuente: Yahoo

Dejar respuesta