Cómo saber que te van a despedir en tu trabajo

Según datos de investigación, alrededor de una de cada cinco personas que es despedida son expulsadas de sus puestos de trabajo sin saber el motivo. Es más, incluso no han sabido reconocer indicadores que pueden hacerte pensar que vas a ser despedido. El caso es que puede que el despido llegue por motivos ajenos al trabajador, como pueden ser los argumentos económicos de la empresa, o puede que se deba a cómo se realiza el trabajo, o sea, que dependa de uno mismo. Saber reconocer los motivos de un posible despido puede ayudarnos a adelantarnos a los acontecimientos e ir preparándonos gracias a esa previsión. Con esa capacidad de cómo saber que te van a despedir en tu trabajo podrás revertir la situación o ir planeando lo que harás cuando te quedes sin tu puesto.

cómo-saber-que-te-van-a-despedir-en-tu-trabajoAquí mostramos una serie de puntos que sirven para reconocer que vas a ser despedido de tu puesto de trabajo:

– Reconocer los mensajes. Para anticiparse a los acontecimientos debes aprender a reconocer los mensajes que te dirige tu superior. Si tu jefe ha mostrado un cambio de actitud contigo y no hay razones para ello, debes preocuparte. Y más debes estar preocupado si te dirige mensajes directos invitándote a buscar otro puesto de trabajo. Si es así, vete preparándote.

– Los errores no tienen consecuencias. Como humanos que somos, todo el mundo comete errores, pero si cuando cometes uno tu jefe no te lo hace saber o cuando le dices que has hecho algo mal no le da importancia, debes preocuparte. Tal vez no le preocupe cómo desempeñas tu trabajo porque estás cerca de ser despedido.

– Los errores se magnifican. Este punto es todo lo contrario al anterior. Si cuando cometes un error tu jefe lo magnifica con expresiones o palabras demasiado bruscas, enciende las alarmas. Igualmente si tu superior te llama la atención en numerosas ocasiones. Tal vez estés en el punto de mira y se esté planteando tu despido laboral.

– Disminuye tu cantidad de trabajo. Quizás al llegar esta situación lo agradezcas, porque contarás con menos cantidad de trabajo, pero si es así, debes preocuparte. Si ha disminuido tu carga laboral, si tu trabajo lo completas en menos horas que anteriormente, si no te exigen dedicar horas extras que antes hacías, si la responsabilidad en tus tareas es menor, puede que estén dejando de contar contigo. Trata de recuperar el ritmo de trabajo, porque si no, puedes suponer que estás en peligro.

– Modifican tus tareas. En el caso de que tus tareas sean modificadas y asignadas a terceras personas, tienes motivos para estar preocupado, porque tal vez desde la empresa se esté buscando ir apartándote progresivamente de tus funciones. Si es así, permanece atento porque no pinta bien tu futuro laboral.

– Ofertas de trabajo para encontrar personas que desempeñan las mismas tareas que tú. Lo peor que puede suceder es que veas ofertas de trabajo de la empresa de la que formas parte para un puesto en el que se desempeñan las mismas funciones que tú. Si descubres esto, puedes pensar que están buscando un relevo para ti, por lo que debes poner remedio.

Dejar respuesta