¿Sabes si estás manteniendo sexo con tu media naranja?

Descubre si la persona con la que te acuestas es con la que mejor te compenetras manteniendo relaciones sexuales, si se trata de tu media naranja. Aquí tienes una serie de aspectos que os harán saber vuestro grado de complicidad.

Sexo_Pareja_Complicidad_Relación

-Más allá de fogosas prácticas, también os rendís al amor. Compaginar ambas manera de tener relaciones sexuales es síntoma de compatibilidad.

-Os hacéis sentir guapos. No mostráis complejos porque estáis encantados el uno con el otro. La desnudez no es un problema cuando estáis el uno junto al otro. Os aceptáis.

-No tenéis tapujos. Os podéis decir las cosas bien claro, mostrar vuestros gustos, posturas…, porque tenéis confianza y ganas de satisfaceros el uno al otro y viceversa.

manteniendo-sexo-con-tu-media-naranja

-Recurres a tu pareja en tus actos íntimos. Cuando os regaláis un momento íntimo como la masturbación porque os encontráis distanciados, tu mente recurre a las experiencias y fantasías con tu pareja.

-No tenéis vergüenzas. En cualquier situación os mostráis con confianza. No existe la sensación de ridículo cuando recurrís a situaciones nuevas o infrecuentes.

-Os motivan las novedades. Es de nuevo un síntoma de confianza. Probando se hace camino y puede que se llegue a la eternidad con esa persona. La inquietud, para bien, cuando hay propuestas de nuevas experiencias es una manera de que no hay hartazgo.

-Sabéis atender al placer ajeno. Intercambiáis posiciones, modos de mantener sexo… para recibir y dar placer.

Sexo_Media_Naranja_Compenetración_Complicidad_Pareja

-No te incomoda el amanecer. Cuando os despertáis juntos en la cama no tenéis problemas a la hora de mostraros sin maquillaje, despeinados…

-Hay cariño después del sexo. Después de dar pon concluída la sesión de sexo os gusta mostrar cariño con caricias, besos… Porque en los preliminares todo el mundo es capaz con el grado de excitación al máximo…

-No tenéis ojos para otros u otras. No necesitáis pensar en la posibilidad de experiencias con otras personas que no sean vuestra pareja porque con ella alcanzáis la plenitud.

-El disfrute no decae. Pasan los años, las relaciones sexuales, pero disfrutáis como el primer día.

Fuente: Cosmohispano

Dejar respuesta