Silk-épil 9, una renovación justificada

Las múltiples novedades de la depiladora más actual de Braun permiten una experiencia mejorada

Depiladora_Braun_9561_Frontal

En ocasiones, cuando se habla de renovar, se trata de un mero consejo que nace como producto de la constante evolución de la tecnología. Pero en este caso, la depiladora Silk-épil 9, la última versión de la firma Braun, la renovación es correspondida con unas prestaciones que aportan una experiencia encantadora.

Lo primero que llama la atención de la nueva depiladora de la marca Braun es su tamaño, hasta un 40 por ciento más ancha que su antecesera, la Silk-épil 7. Esta característica permite un depilado con mayor rapidez, teniendo que dar menos pasadas en la misma zona, lo que, además, evita la irritación.

Braun_Silk-epil_9Una de las virtudes que se suman a ese combate contra la irritación es la tecnología Wet & Dry, la cual permite depilarse bajo el agua, contexto en el que los poros se abren y resulta más sencillo la eliminación del vello. Asimismo, el cambio en la tecnología de las pinzas hace que el vello se pueda arrancar de manera más suave y precisa. En este aspecto, es más sencillo cortar el vello más pequeño, lo que también facilitan unos cabezales (incorpora varios) más redondeados que permiten aceder a las zonas más complicadas, como las axilas o las rodillas. La adapación al cuerpo es notablemente mejor.

Una de las grandes ventajas de la Pilk-épil 9, de 581 gramos de peso, es su condición de inhalámbrica. No necesitar de un enchufe hace que se pueda trasladar la depilación a cualquier situación o lugar, por lo que la comodidad, más allá del hecho de que no se disponga de un cable, es incontestable.

Nada desdeñable es la incorporación de una luz smartlight, que se ilumina de forma automática cuando se enciende la máquina, la cual posee dos velocidades para la depilación. Incluso a plena luz del día se puede observar su utilidad para la detección del vello más reducido.

Por citar una pega del nuevo modelo de Braun, la depiladora no funciona enchufada a la corriente eléctrica, por lo que hay que acordarse de cargar la batería antes de cada depilado. Seguramente se trate de un sistema de precaución por la razón de que la depiladora sea sumergible, atención, incluso 5 metros bajo el agua.

Puedes adquirir tu Silk-épil 9 desde aquí.

Dejar respuesta